Tasa del Sicad va a tender a normalizarse

La tasa de 6,30 bolívares por dólar que tiene actualmente la mayor parte de la economía, está en un nivel ajustado, y efectivamente el Sicad tuvo una tasa diferente, que va a tender a normalizarse.

Es un proceso se está produciendo lentamente y va tender a estabilizar la tasa de cambio, señaló el director del Banco Central de Venezuela (BCV), Armando León.

“La economía venezolana está creciendo fuertemente, y requiere insumos, materia prima, bienes finales (eso no es ningún pecado) y maquinarias y equipos. Hay un mecanismo de administración de divisas, que es Cadivi, que suministra la mayoría de las divisas. Pero hay pequeñas empresas de importaciones o de requerimientos muy puntuales que requieren un mecanismo más ágil”, manifestó.

Explicó que a ese sector (pymes), que requiere una dinámica más rápida, “el Sicad les puede funcionar, pero ese es un mecanismo complementario. En la medida en que vayan realizándose nuevas operaciones a través del Sicad, él va a ir mejorando y ganando efectividad tal como ha sucedido”.

Resaltó que este año ha habido un proceso de estabilización en la necesidad de divisas, en una primera fase hubo algunas dificultades y después se normalizó, señaló el director del Banco Central de Venezuela (BCV), Armando León. ”Creo que se crean muchas expectativas con respecto al tema de las divisas en Venezuela, pero a mí me da la impresión que ya se ha ido estabilizando”, manifestó.

“En el año 2012 hubo un aumento importante de las importaciones, había un tema de la tasa de cambio que ya se corrigió, hubo retraso en la liquidación de divisas, un ajuste cambiario a principios de año, pero además hay un hecho concreto, que fue el crecimiento de la economía (que mucha gente no reconoce). Este año también se proyecta seguir creciendo, pero a una tasa menor”, expresó.

En entrevista con Carlos Román Chalbaud, León indicó que los criterios para la otorgación de divisas en el Sicad son de “política cambiaria, que tiene una serie de objetivos”.

Explicó que se aplica un sistema de campana de Gauss, y se otorga las divisas a los valores promedio. Recordó que en las subastas del Sicad no se manejan nombres ni de personas ni de empresas, sino valores. “Es un sistema cerrado, ciego, y automático que se limpia y revisa las bases de datos del Seniat, del seguro social y del antigua Sitme para confirmar la existencia de las empresas”, acotó.

León afirmó que ese sistema “multicriterio” para la asignación de divisas fue evaluado por “otros bancos centrales para ir afinando”.

Respecto a la disminución de las reservas del BCV, León indicó que se han visto afectadas por las fluctuaciones en el precio del oro, así como unas amortizaciones de deuda. “Va ha haber otras amortizaciones entre septiembre y octubre”, acotó.

Con información de Descifrado